Cargando...

miércoles, 23 de diciembre de 2009

Un oso gana a un perro corriendo trayectos cortos.

La velocidad máxima de un oso pardo es de unos 50 km/h, mientras que la velocidad máxima de un perro son unos 40km/h (excepto los galgos, llegan a 65km/h). Así que el oso gana al perro en trayectos cortos.