Cargando...

miércoles, 1 de septiembre de 2010

En la Metamorfosis Franz Kafka nunca llega a precisar en que insecto se transforma el protagonista, a pesar de ofrecer una descripción muy detallada.

La historia comienza cuando el protagonista se despierta transformado en un insecto, descrito poco a poco a lo largo de todo el libro:
Estaba tumbado sobre su espalda dura, y en forma de caparazón y, al levantar un poco la cabeza, veía un vientre abombado, parduzco, dividido por partes duras en forma de arco, sobre cuya protuberancia apenas podía mantenerse el cobertor, a punto ya de resbalar al suelo. Sus muchas patas, ridículamente pequeñas en comparación con el resto de su tamaño, le vibraban desamparadas ante los ojos. [...] Su vientre [...] estaba totalmente cubierto por unos pequeños puntos blancos, donde el roce [de una pata] le producía escalofríos.

A pesar de su anchura y su peso, el cuerpo siguió finalmente con lentitud el giro de la cabeza. La espalda parecía ser fuerte y más elástica de lo que [...] había pensado. Dos personas fuertes [...] sólo tendrían que introducir sus brazos por debajo de su abombada espalda, descascararle así de la cama, agacharse con el peso, y después darle con cuidado una vuelta impetuosa en el suelo, sobre el cual, seguramente, las patitas adquirirían su razón de ser.

El protagonista baja de la cama e intenta permanecer erguido, sin embargo buscando algo en que apoyarse, se cayó inmediatamente sobre sus múltiples patitas [...]: las patitas tenían suelo firme por debajo, obedecían a la perfección. A la hora de alimentarse chupaba con voracidad el queso, que fue lo que más fuertemente y de inmediato le atrajo de todo. Su color se describe como pardusco. Ante la puerta, resultó que su cuerpo era demasiado ancho para pasar por ella sin más.

Más adelante ya con múltiples heridas su costado izquierdo parecía una única y larga cicatriz que le daba desagradables tirones y le obligaba realmente a cojear con sus dos filas de patas. [...] El cuerpo [...] estaba completamente plano y seco, sólo se daban realmente cuenta de ello ahora que ya no le levantaban sus patitas.
Texto: La Metamorfosis. Franz Kafka.

Aunque en muchos lugares se cita que el insecto mencionado podría ser un escarabajo o una cucaracha, con la descripción proporcionada (aplanado, marrón, gusto por el queso, espalda elástica y abombada) se acercaría más a una cucaracha gigante que a un escarabajo. Sin embargo existen ciertas peculiaridades que diferencian al protagonista del libro de un escarabajo o cucaracha: el tamaño (hacen falta dos personas para levantarlo), tendría párpados (ya que tiene la capacidad de cerrar los ojos), no tendría antenas (que no se mencionan en toda la historia) y posiblemente tendría más de seis patas (a pesar de no decir nunca el número, siempre da la impresión de que son muy numerosas).

He aquí un intento de boceto del insecto protagonista...

Insecto. Metamorfosis. Franz Kafka
Otras interpretaciones más abstractas que he visto online:
Metamorfosis Franz KafkaMetamorfosis. Franz KafkaMetamorfosis. Franz Kafka