Cargando...

viernes, 17 de junio de 2011

La marea es el cambio periódico del nivel del mar, producido por las fuerzas gravitacionales que ejerce la Luna, el Sol o por variaciones en la presión atmosférica.

Una creencia común indica que las mareas son debidas únicamente a la fuerza gravitacional de la Luna. Esta creencia viene motivada por el hecho de que la Luna es la que más influencia ejerce en las mareas, y de ahí los ciclos de 12 horas y 25 minutos entre mareas, que se corresponden con la mitad de las 24 horas y 50 minutos del periodo de rotación aparente de la Luna alrededor de la Tierra. Sin embargo, las mareas también se ven influenciadas por:
  • La fuerza gravitacional del Sol. La amplitud de las mareas solares se corresponde aproximadamente a la mitad de la de las mareas lunares. Dos veces cada 28 días los ejes Luna-Tierra y Tierra-Sol se alinean provocando la suma de los dos tipos de mareas, generando así las denominadas mareas vivas. Por otra parte, cuando estos ejes son perpendiculares sus efectos se compensan por lo que se crean las mareas muertas, de menos amplitud:
Mareas vivas y mareas muertas
  • Otros fenómenos pueden producir variaciones del nivel del mar. Uno de los más importantes es la variación de la presión atmosférica: una variación de la presión atmosférica provoca directamente una variación del nivel del océano, y esta puede ser significativa en ciertas zonas pudiendo llegar a generar variaciones del nivel del mar del orden de 50 cm. Algunos llaman a estas variaciones mareas barométricas.

Saber más: 1